Ya hacía tiempo que no teníamos noticias sobre la construcción de Hyperloop. Hoy la compañía ha anunciado que ya se está construyendo la primera cápsula a tamaño real del proyecto.

No ha sido un proyecto rápido, son ya 3 los años y miles de horas de diseño, investigación y análisis las que sen han invertido para llegar a este punto. A día de hoy estos trabajos se están transformando en una realidad, y está previsto que esta primera cápsula se encuentre disponible a primeros de 2018.

La cápsula en cuestión tiene una longitud de unos 30 metros de largo, el equivalente a unos 2 autobuses. Tendrá un diámetro de 2,7 metros, pesará 20 toneladas y una capacidad de entre 28 y 40 pasajeros. Lo más importante de todo, será capaz de viajar a 1223 Kilómetros por hora.

Carbures SA, es la compañía que está trabajando en la construcción directamente de la cápsula. La compañía es expera en la construcción de estructuras con más de 15 años a sus espaldas, una compañía que cuenta con unos 1000 empleados, repartidos entre sus ocho factorías.

¿Qué es Hyperloop?

Conviene dar un pequeño repaso a que es Hyperloop. Ya hace tiempo escribimos un artículo explicando como “funciona” este ingenio destinado al transporte de  pasajeros. Básicamente, revolucionaría lo que conocemos a día de hoy, por costes, y por que puede igualar en tierra y superar, las velocidades que alcanzan los aviones.

Lo más parecido que tenemos a día de hoy sería un tren, o un metro, ya que Hyperloop viaja por túneles aunque sin vías. Las vías serán “sustitudias” por un sistema de aire a baja presión que levanta la cápsula y que se impulsa por una turbina incluida en la misma.

La baja fricción unido a la poderosa turbina hace que la cápsula pueda alcanzar estas velocidades. La teoría estaba, y la práctica se ha estado comprobando los últimos meses en el desierto de nevada con unos resultados que la propia Hyperloop ha considerado perfectos.

Será, y digo será porque parece que va más en serio de lo que muchos piensan, una auténtica revolución en el transporte. Un sistema así permitirá unir Madrid y Barcelona en solo 35 minutos, recordamos que el avión tarda unos 50 minutos. Otro ejemplo sería unir Madrid con París, que permitiría recorrer la distancia en una hora apróximadamente.

¿Donde se instalará?

Esto a día de hoy sigue siendo una incógnita, el primer proyecto del que se hablo pretendía unir Los Ángeles con San Francisco. Actualmente países como Finlandia, se han interesado en el nuevo sistema de transporte.

También hay candidaturas como la de Madrid, de la cual sabemos que había sido elegida  como una de las 35 finalistas de entre 2600 proyectos. Uno de los atractivos era que sería la única que uniría 2 continentes, ya que uniría Madrid con Tanger.

Así será la cápsula una vez finalizada

Sigue siendo una incógnita que habrá que desvelar con el tiempo, pero lo que si parece claro es que el proyecto va en serio, y llegará a buen puerto.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here